Loader
Casa Faralló. Una casa patio contemporánea
798
post-template-default,single,single-post,postid-798,single-format-standard,bridge-core-2.0.6,,qode-theme-ver-19.3,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive
 
Casa Faralló

Casa Faralló. Una casa patio contemporánea

Las diferentes culturas del mediterráneo desarrollaron el concepto de la Casa Patio para resolver principalmente dos cuestiones arquitectónicas y urbanísticas. En primer lugar necesitaban crear un nuevo modelo residencial urbano una vez que las familias acomodadas pasaron a vivir en ciudades, algunas de gran tamaño, perdiendo así su relación directa con la naturaleza. En segundo lugar, necesitaban un edificio o tipología edificatoria compatible con el clima característico de toda la zona mediterránea: veranos extremos y secos, inviernos suaves y húmedos….

Surgió así la Casa patio, una villa urbana desarrollada en una sola planta, con una distribución de estancias alrededor patios, con su elemento de agua (impluvium en Roma),  que servían a la vez de espacio de transición entre lo público y lo privado, y de zonas de estar al resguardo de las inclemencias climáticas, como centros de la vida doméstica.

Pues bien, en la casa Faralló surgió, sin quererlo, una casa patio moderna. La idea de casa patio no fue buscada porque en no se trata de un tipo de casa urbana. La casa Faralló se ubica sobre la lengua de una montaña, en la falda del llamado Barranc del Infern, en La Vall de Laguar (cerca de Denia, Alicante). En semejante ubicación lo urbano no se considera, siendo el referente inmediato el concepto más rural de casa. No obstante ocurre que el clima es una especie de normativa urbanística cósmica y determina (o al menos debería) las orientaciones de un edificio, el grosor de sus muros, su composición, su forma, e incluso su tipología distribución. Es decir el clima acaba determinando la tipología. De hecho, en nuestra primera visita a la parcela, nos fascinó una ruina que ocupaba la actual ubicación de la casa. Eran edificaciones destinadas al ganado dispuestas de tal manera que configuraban un pequeño patio rectangular. Nos fascinaron sus rotundos muros de piedra mampuesta, la clara y limpia disposición de estos, configurando espacios cuadrangulares, pero sobre todo la agradabilísima sensación de confort en los minutos (muchos) que permanecimos en ese patio, dibujando bocetos del proyecto y hablando sobre la futura casa.

Desde el punto de vista bioclimático, un patio de pequeñas dimensiones ( 9 x 3,40 m en el caso de Faralló) proporciona  ventilación a la vez que soleamiento (debidamente controlado con simples toldos o vegetación de hoja caduca) y la posibilidad de humectar el aire por medio del elemento de agua característico. Estos tres elementos (sol-sombra, ventilación y agua) son los tres elementos básicos para llegar al confort térmico, tanto en verano como en invierno, de manera pasiva, es decir,  sin ningún elemento mecanizado (sin ningún consumo de electricidad)

 

Aparte de los citados elementos, el patio se completa en su fachada sur con una galería acristalada paralela al cuerpo de las habitaciones, que funciona como un invernadero: en verano las carpinterías batientes y correderas a la vez se retiran en ambos extremos de la galería y ésta queda completamente abierta para que al aire penetre en la franja de sombra que queda para refrescar las habitaciones. En invierno, las carpinterías quedan cerradas y el invernadero hace su función de captar el calor y los gruesos muros de inercia de las habitaciones hacen el resto para aprovechar al máximo la radiación solar.

Además del factor bioclimático, el patio en esta casa es el elemento principal que articula las conexiones entre los diferentes espacios (zona habitaciones, salón, zona de servicio, cocina-comedor..) y consituye a la vez una zona de estancia para días templados y soleados de abril u octubre (incluso marzo o diciembre, o, por qué no, enero y febrero) donde cumple su función protectora al evitar, por sus pequeñas dimensiones, que penetren las frescas brisas de amanecer y atardecer que son tan frecuentes en el valle. Los moradores de esta casa, lejos del modelo romano de gran familia + servicio doméstico, son modernos Knowmads, grupos de personas (hasta 10 adultos  tienen cabida en esta casa) sin parentesco pero con inquietudes similares y una necesidad de conocer nuevos lugares. Así, esta moderna casa patio no está pensada como una primera residencia sino como una residencia esporádica para turistas de estancias medias o largas (de una semana a dos meses) como casa de alquiler..

Así pues de esta manera espontánea surgió la casa patio Faralló, como una adaptación del arquetipo de casa patio para la ubicación tan singular del Barranc del Infern, de su origen  urbano a su nueva ubicación rural, del concepto de patio familiar al de patio social, con los matices propios de un proyecto personalizado, y con el permiso de los historiadores de la arquitectura.

Foto: Diego López Calvín

///

 VER PROYECTO

No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Para poder ofrecer los servicios de la web: satt.es y poder administrar la página, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte la política de cookies de la web. ACEPTAR

Aviso de cookies